operaciontransformer

Sexo sin estrés

May 28, 2012 Darío Pescador

Necesitas más sexo para aliviar el estrés, y menos estrés para que te apetezca el sexo. Primero relájate y luego disfruta.

El sexo es un ingrediente fundamental para cambiar tu cuerpo y mejorar tu vida. El sexo es un excelente tratamiento para reducir el estrés, algo que por sí solo puede ayudar a reducir tu porcentaje de grasa corporal, por ejemplo. Además tiene otros muchos beneficios hormonales que hacen que tu sistema funcione mejor.

Pero para mucha gente es difícil tener sexo porque están demasiado estresados. ¿Cómo salir de este círculo vicioso? Lo adecuado sería primero relajarse y después entregarse al placer. Estas son algunas soluciones fáciles para ponerse a tono:

  • Ejercicio suave: un poco de actividad física te ayuda a dejar atrás las preocupaciones y flexibiliza los músculos. Pero no es el momento de correr diez kilómetros y dejar a tu pareja esperando en la cama; 15 minutos de yoga, pilates o estiramientos pueden ser todo lo que necesitas.
  • Las sienes: cuando estamos más estresados nos ponemos las manos en la cara de forma instintiva, lo cual ayuda a relajar los músculos faciales. Puedes dar golpecitos suaves y rítmicos en las sienes para conseguir una relajación rápida y además tener mejor cara. Prueba a dar este masaje en pareja durante unos minutos como preámbulo.
  • Sonidos: la aplicación Sex Drive de iPhone genera sonidos binaurales estimulantes del cerebro durante 10 a 20 minutos para despertar la libido. Ya sabes que estos sonidos son relajantes, pero si decides pagar 1,59 por la aplicación ten en cuenta que en los estudios realizados funcionaban igual de bien que cualquier otra música suave. A lo mejor a ti te basta con Barry White.