operaciontransformer

Quita el zumo a tus hijos

February 01, 2012 Darío Pescador

El exceso de zumo de fruta produce niños gordos y adultos diabéticos. Dales fruta de verdad.

Oigo los gritos desde aquí. ¡Sacrilegio! ¡El zumo de fruta es lo más sano del mundo! ¿Seguro? El zumo es una mala forma de tomar fruta. Mucha azúcar y poca fibra. Es mucho más razonable tomar la fruta entera.

Primero, los datos. En EEUU hay tres veces más niños obesos que hace treinta años. En España la obesidad infantil se ha multiplicado por cuatro en ese tiempo. Lo mires por donde lo mires, te guste o no, la culpa es de los padres.

Se cometen muchos pecados con la nutrición de los niños. Los más visibles son quizá menos peligrosos: chocolatinas, bollos, caramelos, aperitivos, chucherías y otras formas de vender grasa y azúcar. Mucha gente ya sabe que no son buenos.

El peligro está en los alimentos que parecen sanos. Un ejemplo son los cereales de desayuno azucarados. El otro, el zumo de fruta. Varios estudios muestran que los zumos aumentan el riesgo de obesidad infantil.

¿Te has parado a pensar qué hay en el zumo? El zumo no es agua. Tiene calorías, y muchas, que se suman al resto de las cosas que come tu hijo.

Tomemos la mejor opción posible. Un vaso grande de zumo de naranja natural, recién exprimido. Bien colado, porque (arrugar nariz) al niño no le gusta la pulpa. Eso son tres naranjas grandes, 160 Calorías. Lo mismo que medio plato de paella, pero mucho más desequilibrado:

Vaso grande de zumo de naranja exprimida

  • Proteínas: 2 g
  • Grasa: 0,7 g
  • Carbohidratos: 36 g
    • De los cuales fibra: 0,7 g
    • Azúcares: 30 g

Básicamente, es un gran vaso de agua con 30 gramos de azúcar. El equivalente a 4 sobres de azúcar. Si el niño se toma dos vasos, son 60 gramos, 320 Calorías que sumar al resto de la comida del día.

Si tu hijo no se come seis naranjas de golpe. ¿Por qué haces que se las beba?

Este era el mejor de los casos. Los zumos envasados tienen aún más azúcar. El zumo de melocotón sube a 40 g por vaso. El de uvaa 50 g. Esos zumos que se venden como 100% naturales admiten por ley hasta 15 gramos de azúcar añadida por litro, y tienen menos fibra todavía.

Todo lo que no tenga la palabra "zumo" es mucho peor (nectar, bebida de fruta, etc.). Se fabrica con agua, azúcar, colorante y sabores artificiales. Puede que unas gotas de zumo. ¿Coca cola? Olvídate ya. Dales leche en su lugar. Te lo agradecerán cuando sean mayores.

Pero ¿y las vitaminas? Porque los niños y los adultos necesitan vitaminas, ¿verdad?

¿Quieres vitaminas? Haz que tus hijos coman frutas y verduras enteras, y olvídate del zumo.

En la fruta y la verdura tendrán todas las vitaminas, toda la fibra y sobre todo, mucha menos azúcar. Aquí tienes sustitutos que contienen aproximadamente la misma vitamina C que un vaso de zumo de naranja:

  • Pimiento rojo: una pieza cruda
  • Brocoli: Media cabeza cocinada
  • Col lombarda:  un cuarto de col cocinada
  • Espinaca: 250 gramos cruda

Además estas frutas y verduras ganan a la naranja por goleada:

  • Kiwi verde: 2 veces más vitamina C que la naranja
  • Longan: 2 veces más
  • Kiwi amarillo: 3 veces más
  • Arándanos: 5 veces más
  • Azofaita: 10 veces más
  • Camu camu: 40 veces más

Si no te ves capaz de quitar el zumo a tus hijos, dáselo recién exprimido, con toda su pulpa y diluido al 50% con agua. Harás menos daño.