operaciontransformer

Operación Transformer: a esta hora entrenas, a esta hora comes

May 16, 2012 Darío Pescador

comer y entrenar

El éxito de la operación es una combinación de comer las cosas adecuadas en el momento justo. Así puedes adaptar tus horarios a tu dieta.

¿Eres un buho o una alondra? Hay personas que se levantan de madrugada llenas de energía, van al gimnasio en ayunas, salen pletóricos y tienen el resto del día para dedicarlo al trabajo. Sin embargo otras ni siquiera son personas cuando suena el despertador, el deporte matutino las noquea y tienen mucho más ánimo para entrenar por la tarde o a mediodía. Como por ejemplo este que suscribe.

Por desgracia, también hay quien no puede elegir, y solo puede hacer deporte a ciertas horas. ¿Cómo compaginar las comidas?

La primera regla de oro es hacer una comida completa después de entrenar, incluso cuando sea por la tarde. Esas horas tras el entrenamiento corresponden a la mágica ventana anabólica, cuando el cuerpo convierte la comida en músculo en lugar de convertirla en grasa.

La segunda regla es comer algo antes del entrenamiento de fuerza. El cardio en ayunas está bien, pero las pesas en ayunas no tanto. Sin glucógeno que quemar no podrás llegar al máximo rendimiento ni a romper esas fibras musculares para que crezcan, y corres el riesgo de quemar músculo para usarlo como energía.

Así quedarían los horarios de ejercicio y comida para los días de pesas, con una dieta de 2500 calorías:

Entrenamiento a primera hora

Hora Comida Calorías
6:30 Batido 300
7:00 Entrenamiento
9:30 Desayuno 600
12:00 Almuerzo 400
14:00 Comida 550
18:00 Merienda 300
21:00 Cena 350

Entrenamiento a mediodía

Hora Comida Calorías
8:00 Desayuno 600
11:00 Almuerzo 300
13:00 Batido 300
14:00 Entrenamiento
15:00 Comida 550
18:00 Merienda 350
21:00 Cena 300

Entrenamiento por la tarde

Hora Comida Calorías
8:00 Desayuno 600
11:00 Almuerzo 300
13:00 Comida 550
18:00 Merienda 350
19:00 Entrenamiento
20:00 Batido 300
21:00 Cena 400

Foto: womenworld.com