operaciontransformer

Cómo ganar peso si eres flaco

January 16, 2012 Darío Pescador

Si no has ganado ni un gramo la pasada Navidad, esto es para ti.

Todos tenemos un amigo que come lo que le da la gana y tiene menos grasa que un el escaparate de una ferretería. Con más de la mitad de la población occidental con sobrepeso, intentando desesperadamente perder kilos, nos olvidamos de una minoría que quiere justo lo contrario. Pues bien, estas personas son ectomorfos. ¡No es un insulto! Corresponde a la clasificación tradicional de los tipos corporales: endomorfo (gordo), mesomorfo (atlético) y ectomorfo (delgado).

Los ectomorfos tienen brazos y piernas largos, poca masa muscular, huesos pequeños y muy poca grasa corporal. Comen lo que quieren y no ganan peso. Se dice que su metabolismo es más rápido. En realidad, su cuerpo quema mejor los depósitos de grasa.

Algunas de estas personas quieren ganar peso, porque quieren que les siente mejor la ropa, o estar más fuertes. Hay dos recetas, y solo una funciona bien. La primera es comer mucho de cualquier cosa, incluyendo dulces, pasteles y comida basura. ¡Mala idea! Con los años el cuerpo empieza a perder la capacidad de procesar toda esa azúcar, y el resultado es una persona gorda-flaca. Es decir, una persona flaca con depósitos de grasa en la barriga o las caderas.

La segunda receta, que funciona mucho mejor, es ganar masa muscular. Pero para eso hay que comer bastante más de lo habitual, aunque siempre saludable. Hay que construir tejidos nuevos, así que tu cuerpo necesitará proteína, como huevos, pollo, queso, cortes magros de vaca o batidos de proteína. Optar por hidratos de carbono de bajo índice glucémico (legumbres, verduras, cereales integrales), excepto después de entrenar, y grasas saludables.

Comer es solo la mitad del trabajo. La otra mitad es el ejercicio. A estas personas les cuesta aumentar la masa muscular, y precisamente por eso es recomendable hacer ejercicios de fuerza, más que ejercicios aeróbicos de resistencia. También para las chicas. Las pesas son vuestras amigas. Muchos grandes campeones de culturismo empezaron siendo flacos.

Foto: Samuel Peters