operaciontransformer

5 suplementos que tienes que tomar este verano

July 17, 2014 Darío Pescador

vitaminas suplementos verano

Unas cuantas vitaminas y suplementos te ayudarán a volver como nuevo después de las vacaciones.

Estás tirado en una tumbona frente al mar, leyendo una revista y mecido por el rumor de las olas y los alaridos de los niños. ¿Estrés? ¿Qué estrés?

Aunque no lo creas, en verano tu cuerpo también sufre estrés, principalmente por causa del calor y la radiación solar. Por si fuera poco, es probable que estés haciendo menos ejercicio, con lo cual tus defensas se resienten. Si quieres mantenerte sano y con energía durante las vacaciones, y volver como nuevo, no te olvides de tus pastillas.

1. Vitamina D
Si tu cuerpo produce vitamina D al exponerse al sol, ¿por qué necesitas un suplemento? Por dos motivos. Por un lado, las cremas protectoras solares impiden que se produzca esa síntesis natural de vitamina D. Por otra parte, la vitamina D actúa como un protector solar natural, ya que permite que las células de la piel se regeneren más rápido. Unas pastillas de vitaminas D3 es todo lo que necesitas.

2. Extracto de té verde
El polifenol EGCG que se encuentra en el té verde puede aumentar el metabolismo en reposo hasta en un 17%, ayudándote a quemar más grasa. Como ir a la playa con la tetera es complicado, una buena opción es tomar té verde en comprimidos. Ten en cuenta que estas pastillas contienen cafeína, así que no lo combines con demasiado café o tendrás problemas para dormir.

3. BCAA
Son las siglas en inglés de los aminoácidos ramificados, y se venden en pastillas. Si has pasado toda la noche de juerga y te levantas por la mañana sin desayunar, tu cuerpo va a empezar a generar cortisol, la hormona del estrés, y comenzará a comerse los músculos que tanto te ha costado cultivar. Los BCAA previenen la pérdida de masa muscular en esos momentos, porque mantienen los niveles de aminoácidos en tu torrente sanguíneo que tu cuerpo puede utilizar.

4. Vitamina C
Ya sabes que la vitamina C no cura el resfriado. Sin embargo, puedes considerarla como una póliza de seguro. La vitamina C se agota en situaciones de estrés, y en verano ayuda a evitar la oxidación de las células por las radiaciones solares. Además, también ayuda a adaptarse al calor, ya que estimula las glándulas sudoríparas y baja tu temperatura.

5. Probióticos
No es extraño que en verano tus intestinos se vuelvan del revés. Cambio de dieta, quizá una pequeña intoxicación alimentaria, pescado o agua contaminada. Todo esto hace que la flora intestinal, las bacterias buenas de tu sistema digestivo, se vean afectadas. Una flora intestinal sana te ayuda a perder grasa y sentirte con más energía. Toma pastillas de probióticos para repoblar esos habitantes de tu tripa. Por si fuera poco, previenen los gases.

Foto: Fruit and pills de Shutterstock, no reutilizar